Sobres especiales

Algunos sellos llevan un sobre especial, estos no son publicados, puedes pedir información. sellosficcion@gmail.com

SE RECOMIENDA

SE RECOMIENDA VER EL BLOG EN PANTALLA COMPLETA, F11

enero 19, 2013

Ciudades del Mundo, Córdoba. VI

Lucio Anneo


Escultura situada junto a la Puerta de Almodóvar.

Se trata de una talla de bulto redondo, de bronce, que representa a Séneca de cuerpo entero, en pie, con un rollo en la mano. Se alza sobre un pedestal de sillares de piedra caliza.

El monumento recuerda la figura de Lucio Anneo Séneca filósofo nacido en Córdoba en torno al 4 a.C., conocido por sus obras de carácter moralista y su brillantez como orador. Fue tutor del emperador Nerón, del que fue consejero político y ministro.
Hijo de un retórico también llamado Séneca, Lucio Anneo se educó en Hispania para después trasladarse a Egipto. Calígula le introdujo en la corte romana donde alcanzó el cargo de cuestor, al tiempo que ejercía de forense. Un discurso pronunciado en el año 39 motivó por el que Calígula le condenó a muerte, pero Séneca pudo escapar a la pena capital. Cuando Claudio alcanzó el poder, Séneca permaneció exiliado en Córcega durante un período de ocho años. Será la emperatriz Agripina quien reclamó su presencia en la capital imperial, adjudicándole la educación de Nerón.

Séneca se convertirá en uno de los personajes más influyentes de la corte de Nerón cuando éste alcanzó el poder, dirigiendo la política estatal en compañía de Burro. Pero cuando Nerón dio muestras de su crueldad, Séneca huyó para retirarse a la vida relajada. Posiblemente estuvo comprometido en la revuelta encabezada por Calpurnio Pisón y en la que también participaron Petronio y Lucano. Descubierto el complot, recibió la orden de suicidarse, orden que Séneca ejecutó siguiendo los dictados del estoicismo y neopitagorismo, sus doctrinas filosóficas. 

Entre sus principales obras filosóficas se conservan parcial o íntegramente "De ira", "De providentia", "De constantia sapientis", "De consolatione", "De otio", "De Tranquilitate animi" y "De brevitate vitae".

Palacio- Museo Marqués de Viana

Declarado monumento en 1981 por real decreto "Monumento Histórico Artístico Nacional y Jardín Artístico".
Edificio del siglo XIV, su fachada principal se creé que fue trazada por Juan de Ochoa, de estilo manierista, durante el siglo XVI. Ha tenido a través de los años numerosas restauraciones y ampliaciones, han habido hallazgos arqueológicos, creyéndose en un principio que fue edificio romano.
Fue propiedad en el siglo XIX de los marqueses de Villaseca pasando después, en 1901, a los marqueses de Viana y siendo sustancialmente mejorado en sus colecciones artísticas por el segundo marqués José de Saavedra y Salamanca, importante personaje de la corte alfonsina. La viuda del tercer marqués, Sofía Lancaster, lo cedió en 1982 a Cajasur.
Es pues propiedad en la actualidad de Cajasur que, a través de su obra cultural, la ha adaptado para museo con una serie de colecciones distribuidas por sus salas:
  • La Galería de los Azulejos, con el suelo pavimentado con mosaico romano y una colección muy importante desde el siglo XIII.
  • Galería de los Cueros.
  • En el Salón de las Artes, con pinturas murales con representación de los cinco continentes.
  • Salón del Mosaico.
  • Salón del Artesonado.
  • Salón de las firmas.
  • Salón de Tobías.
  • Salón de Goya.
Tiene una biblioteca con más de siete mil volúmenes, y colecciones de tapices flamencos y goyescos; guadamecíes; platería cordobesa; alfombras; arcabuces; muebles del siglo XVII; porcelanas etc.
Una de sus grandes atracciones son sus hermosos patios, en total doce, unidos entre sí por galerías, con gran diversidad de plantas.

Mezquita - Catedral

El mismo año de la reconquista de Córdoba, 1236, la Mezquita fue consagrada como Catedral cristiana. Ya en el s. XII había sufrido algunas modificaciones, como la construcción de la Capilla Real para ser utilizada como panteón de varios reyes castellanos. Pero fue en 1523, cuando el cabildo eclesiástico, con el apoyo de Carlos V, ante la oposición del Consejo de la ciudad, mandó edificar una gran nave en el interior de la mezquita.

Las obras tardaron 234 años, por lo que al inicial estilo gótico se le añadieron el estilo renacentista y el barroco. De esta última época destacan en su interior la barroca Capilla del Cardenal que alberga el tesoro catedralicio, con la custodia de Enrique de Arfe, el crucifijo de marfil de Alonso Cano y notables esculturas y pinturas.

A este periodo constructivo, tras la reconquista, se debe que este templo concentre tal amalgama arquitectónica, albergando en un mismo edificio la que fue una gran mezquita y ahora una catedral.

----------------------------------------------------------------

Canción "Soy cordobés" por los de Sierra Morena

No hay comentarios:

Publicar un comentario