Sobres especiales

Algunos sellos llevan un sobre especial, estos no son publicados, puedes pedir información. sellosficcion@gmail.com

SE RECOMIENDA

SE RECOMIENDA VER EL BLOG EN PANTALLA COMPLETA, F11

octubre 03, 2013

Orden de San Agustín, O.S.A. ( III )

La Orden agustiniana puede ser presentada de muy diversas maneras. Se puede hablar de su carácter peculiar, de su historia, de su misión, de su carisma. Pero ante todo y sobre todo la Orden está formada por hombres y mujeres, que, dicho con palabras de la Regla que profesamos, «viven juntos en concordia, teniendo un solo corazón y una sola alma hacia Dios». Somos cristianos que, cautivados por el ejemplo y la doctrina de San Agustín, caminamos juntos, al tiempo que construimos nuestra propia casa y servimos al Pueblo de Dios.

Así es el nuevo prior de los Agustinos 
Alejandro Moral, OSA: "Evangelio hoy tiene que significar justicia y paz” 

(Agustín Alcalde, OSA).‐ El Capítulo General de la Orden de San Agustín reunido en Roma ha elegido al P. Alejandro Moral, de 58 años, como nuevo Prior General de los Agustinos. Sucede en el cargo al norteamericano Robert Prevost.

Alejandro Moral Antón nació en La Vid (Burgos) España. Estudió en el Colegio‐Seminario San Agustín de Palencia e hizo su Noviciado en el monasterio agustiniano de Santa María de la Vid (Burgos), en 1973 profesaba de votos simples. Realizó sus estudios para el sacerdocio en el Seminario Mayor Agustiniano Tagaste (Los Negrales). En 1978 fue enviado al Colegio Internacional Santa Mónica, de Roma, y allí completó los estudios teológicos. En 1981 fue ordenado sacerdote en el Colegio San Agustín de Madrid.

Es licenciado en Sagrada Escritura por el Pontificio Instituto Bíblico de Roma y en Teología Dogmática por la Pontificia Universidad Gregoriana. Ha sido profesor, formador de 1991 a 1995 y Consejero Provincial en esos mismos años. Fue elegido Prior Provincial de la Provincia Agustiniana de España en 1995, siendo reelegido para un segundo mandato en 1999.

El Capítulo General, celebrado en Roma en 2001, eligió al P. Alejandro para el cargo de Vicario General de la Orden y el Capítulo de 2007 para el de Asistente General, cargo que desempeñaba en la actualidad, así como el de Procurador General, desde el año 2004. También era encargado de Justicia y Paz de la Orden.

Ha cumplido sus primeros cien años. Es el único edificio español de estilo neobizantino, tiene «campanille» gótico y se construyó por el amor y la religiosidad de un matrimonio de origen italiano y humilde; pero nacidos, ambos, en Barcelona durante el primer cuarto del siglo XIX. «El que te quiere te espera. ¿Pasas?», reza en un cartel de su entrada principal. Pasamos. Su luz y sus colores provocan alegría, pero también paz interior. Mucha emoción. Estamos en la iglesia de San Manuel y San Benito, en el corazón de Madrid, a pocos metros del Parque del Retiro y de la Puerta de Alcalá.
En la manzana que forman las calles de Alcalá, Lagasca y Columela se alza uno de los templos más bonitos y vistosos de la ciudad. Por dentro y por fuera. Lo dice todo el mundo. No en balde, es una de las iglesias madrileñas más demandada para bodas y bautizos. Ayuda mucho su peculiar historia, su centenario y ese magnífico órgano que luce a lo alto, en el coro, protagonista de numerosos conciertos internacionales.

Vidrieras y esculturas

La primera piedra se colocó el 4 de mayo de 1903. Las obras acabaron en 1910. Abrió en enero de 1911. Benita murió sin ver acabada la iglesia pero se cumplió el deseo: el matrimonio está aquí enterrado y de ello dan fe dos lápidas en la pared de uno de los altares, con los retratos, en mármol, de ambos. Los féretros se trasladaron desde el cementerio de La Almudena, donde habían sido sepultados. También cuentan que, en origen, el templo, construido por el arquitecto Fernando Arbós y Tremanti, se llamó iglesia del Salvador. Luego, se cambió por San Manuel y San Benito, en honor al matrimonio.
La iglesia es muy bella. El exterior se presenta de mármol blanco. Sustenta una airosa cúpula forrada de cobre rojo y decorada con arquerías ojivales ciegas. La cúpula, preciosa, reposa sobre pechinas con mosaicos que representan los símbolos de los evangelistas. La rodean 16 cristaleras por las que se cuela una intensa luz. Como si fuera el arcoíris. Hay esculturas de Ángel García Díaz y mármol blanco en el altar mayor. Vemos la figura de El Salvador (2,5 metros) y las de San Agustín y San José. En su propia capilla y bajo templete, Santa Rita, religiosa agustiniana. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario